Saltar al contenido

Guía para comprar dildos de silicona

Comprar tu primer juguete sexual es tarea que muchas veces, nos agobia. Sin embargo, ¿has observado aquel juguetito clásico en el mostrador de tu Sex Shop? Si, estamos hablando del dildo de silicona, que de seguro ya has mirado con cierta duda para comprar debido a su “simplicidad”.

¡Que no te engañe su forma o tamaño! Este juguetito es un portento de placer, y aquí te enseñaremos todo sobre él. Prepárate para leer, la mejor guía para comprar dildos de silicona que alguna vez podrías haber soñado.

Nuestra selección

¿Qué es un dildo de silicona?

Un dildo es un tipo de juguete sexual cuyas facciones se asemejan al pene, o aparato reproductor masculino. Su finalidad no es más que la de satisfacer, generar placer (esas noches a solas que se convierten en jugueteo), y relajarte. Sin duda, el amigo que a ninguna nos debería faltar.

En este articulo hablaremos de una variante bastante común, pero no por ello deja de ser muy interesante. Se trata del dildo de silicona ¿ya has visto alguno en tu sex shop favorita?

La particularidad de un buen dildo de silicona es que puede ser fácilmente transportado (flexible), se lava con apenas algo de agua y jabón y, además, tiene una sensación bastante agradable al momento de tus “sesiones de relajación”.

¿De qué materiales puede estar hecho y qué tamaño suele tener?

Responder esta pregunta es sumamente sencillo: ¡están hechos en su totalidad de silicona! La silicona es muy resistente a caídas, ya que absorbe el impacto (a cualquiera puede salírsele de control el juguetito y volar por los aires). Además, se reduce en gran medida su costo debido a lo barato del material.

En cuanto a su tamaño, los hay para todos los gustos, y estarás feliz de saber que si buscas uno “extra grande” lo encontrarás con facilidad. La mayoría de las sex shop venden versiones de 12 a 22 centímetros, pero en el mercado en línea puedes comprar modelos de hasta 28 centímetros.

¿Qué tipos hay?

A pesar de que cuentan con un solo material para su construcción, puedes encontrar en el mercado variantes geniales. Entre ellas, modelos con sujetador, doble punta, vibración y hasta con punta giratoria.

Las variantes pueden hacer que el precio del producto suba un poco, pero tampoco es para que “tiembles de pánico”. El modelo más acertado para las nuevas es sin duda el cilíndrico con un tamaño mediando, de hasta los 16 centímetros.

¿Cuánto cuesta aproximadamente?

En España puedes encontrar diversas opciones, que parten desde los 16 hasta los 50 euros. Es muy fácil lograr dar con el que mejor se adapte a tu bolsillo, dado a que tiendas en línea ofrecen un gran catálogo.

Los precios varían según su tamaño, flexibilidad o funciones extras como vibración o manejo a distancia. Un dildo de silicona es perfecto para iniciar a probar un buen juguete, sin que sea demasiado complejo su elección.

Ventajas y desventajas

Un juguete tan simpáticamente popular como el dildo de silicona no podría ser la excepción para nuestra lista de ventajas y desventajas. Presta mucha atención, ya que podría ser crucial para ti conocerlas, y ver si es ideal comprarte uno.

Ventajas

  • Es literalmente barato, por lo que su adquisición es de igual manera, muy simple.
  • Variedad de tamaños a escoger.
  • Una bonita manera de iniciarte en el mundo de los juguetes sexuales.
  • No requiere de pilas en el modelo más sencillo.
  • Fácil de lavar y enjuagar.
  • Idóneo para ratitos a sola o para encender la llama con tu pareja.

Desventajas

  • Su forma a veces se limita mucho a dos variantes: cilíndrica y con forma de miembro. Para mayores placeres puedes optar por un estimulador del punto G.
  • Algunos modelos de baja calidad pueden ser algo susceptibles al calor.

Debes comprar un dildo de silicona si

Estas buscando placer extra, deseas iniciarte en el mundo de los juguetitos sexuales, o simplemente quieres otro más para tu colección. Recuerda que hemos mencionado la gran (si, realmente enorme) cantidad de tamaños y modelos que hay que escoger.  A pesar de que su forma se limita a un cilindro o pene, muchos fabricantes han tenido geniales ideas y suelen ser muy creativos en cuanto a la superficie de la silicona (agregando bultitos o rugosidad).

Otros fabricantes también han logrado añadir puntas de diversa terminación, optimizados para dar mayor placer a tu vagina o ano. El punto es: no debes perder la oportunidad de probar uno, siempre que seas de mente abierta a nuevas sensaciones. De hecho, la goma silicona muy bien a la piel humana.

NO debes comprar un dildo de silicona si

Tratar de encontrar un motivo por el que no debas comprar este juguetito es tarea difícil. Sin embargo, existen usuarios que prefieren algo más “rudo” y que logre darle mayor placer.

Si ya te sientes mucho más preparada como para un juguete clásico y simple, entonces opta por un consolador con vibración, a distancia o con doble punta. Otra gran idea si sientes que la silicona es muy sencilla para tus gustos, es irte por un dido sumergible y verás como la ola de placer se realzará, en el agua.

Consejos de uso para mujeres

Las chicas solemos ser muy cuidadosas con las primeras veces, por eso, en esta ocasión también te recomendamos que seas cuidadosa al usar el dildo. Si no estás muy mojada, antes de su introducción, utiliza un buen lubricante con base de agua.

La estimulación vaginal interna puede ser acompañada con un buen masajeo en el clítoris. Lograrás llegar al orgasmo si te concentras y estás con ese chico que tanto te agrada (él puede hacerte el favor de acariciarte otras zonas erógenas) o simplemente te relajas lo suficiente en tu habitación.

Como último consejo, os indicamos que es muy buena idea hacerle un lavado antes y después de cada uso. La silicona tiende a ser muy fácil de ensuciarse de fluidos, y no querrás obtener una infección. Para ello, utiliza agua tibia y una pequeña cantidad de jabón líquido.

Consejos de uso para hombres

Como buen chico debes aprender a usar el dildo de silicona en tu dama. Primero, comienza con un breve, pero estimulante jugueteo, acariciándola y logrando que se caliente el ambiente. Posteriormente, puedes frotar el dildo por sus zonas erógenas (eso nos agarrada), así lograrás que la lubricación llegue con mayor rapidez.

De tal manera, lograrás que introducir el dildo sea mucho más fácil y claro, placentero. Hazlo suavemente, y prosigue estimulando con movimientos circulares que irás aumentando de frecuencia con cierta brevedad. En tal caso, de que tu chica tenga problemas de lubricación, recurre a soluciones comerciales (se consiguen a partir de los 7 euros) y acompáñala al ginecólogo.